• Centro Amor Propio

Masaje Tántrico y los Orgasmos en el Centro Amor Propio

Actualizado: 18 jul

Lo que vivimos se registra no sólo en el cerebro, ¡la experiencia queda en el cuerpo! Esto ocurre como una reacción automática, pues nuestro cuerpo le da un contexto orgánico a lo que vivimos, es decir no es sólo un contenedor, más bien somos cuerpo que siente emociones, sensaciones y que también guarda memorias sean desde la vida intrauterina, transgeneracional o incluso de vidas pasadas, que operan de forma consciente o inconsciente en nuestra memoria corporal.



Cuando nos conectamos con la intimidad, con nuestra sexualidad, pueden aparecer bloqueos corporales, energéticos y psicoemocionales, que restringen, reprimen o activan gatilladores emocionales como la culpa, la vergüenza, el miedo, ansiedad, entre otros sentires. En estos casos, el cuerpo puede bloquearse, apretarse o cortar el flujo energético, entre otros efectos corporales. En este proceso interno la mente, las emociones y el cuerpo se desconectan, impidiendo sentir con libertad el placer, los orgasmos, el éxtasis, el amor.


Para volver a conectar cuerpo, mente, emociones y potenciar el amor ligado a la sexualidad, se debe trabajar con el cuerpo y su campo energético, pues es aquí, donde cobra importancia nuestro trabajo con Masaje Tántrico, hacemos una terapia integral para la persona.



¿Cómo es el trabajo con masaje tántrico?


El trabajo que realizamos en nuestro Centro Amor Propio con masaje tántrico trata de unificar lo que esté desconectado o bloqueado, por diversos motivos del pasado y que se hayan tornado una incomodidad en el presente. Aquí los terapeutas especialistas estamos entrenados para leer el lenguaje energético y analógico del Ser Humano, en el que acompañamos procesos activando su campo sensorial y bioeléctrico del cuerpo, ayudando a que la persona pueda de forma consciente comenzar a conectar con su estado presente.


Capa por capa la persona irá soltando sus miedos, inseguridades, desconfianza, etc. trabajando paulatinamente con técnicas especificas para soltar la mente, relajar el cuerpo y permitir que la experiencia personal de quien recibe una intervención con masaje tántrico pueda ser significativa y resignificativa, ayudándole a otorgar un sentido diferente al pasado a partir de una nueva comprensión del presente con su sexualidad.

Por ejemplo, una persona que no logra alcanzar su potencial orgásmico, muchas cosas se ven afectadas ya que a través de los orgasmos, podemos mejorar el sistema inmunológico, mejorar el estado anímico, reduce el estrés, entre otros beneficios, pero quizás el efecto más importante se manifiesta en los aspectos emocionales y espirituales, ya que las personas experimentan un estado de autoaceptación, autorresponsabilidad, mayor ligereza en la vida, mayor amor por sí mismos y por los demás, un mayor sentido de pertenencia y mayor consciencia a sus propios estados de expansión.





No olvides que hay diferentes tipos de orgasmos


Dentro del mundo Tantra hemos leído y también vivido en carne propia que existen diferentes tipos de orgasmos, por ejemplo no es lo mismo sentir un orgasmo localizado en una zona en particular que percibir orgasmos en todo el cuerpo.


Los orgasmos genitales son los más comunes, suelen ser rápidos localizados desde el clítoris, el pene, próstata, punto g. Estos no liberan una gran cantidad de energía curativa, más bien son como comer una hamburguesa del McDonald's, que al rato tienes hambre y no te satisface por completo y tampoco te alimenta.


Los orgasmos de todo el cuerpo se producen cuando hacemos circular la energía desde los genitales hacia el cerebro y por todo el cuerpo. Oxigenando todo nuestro cuerpo, percibiendo incluso que los genitales no son lo central, más bien es toda la energía que está activa por todo el cuerpo, haciendo fluir correctamente todas las glándulas lubricantes y salivales. Puedes sentirlos de forma individual o compartida.



Los orgasmo del Alma son aquellos orgasmos en que se dan entre dos personas. Vale decir, es la unión de almas, donde hay un intercambiando de energía fusionándose de forma consciente con todo el cuerpo, la mente, las emociones y los campos energéticos, hasta entrar en estados expansión de consciencia, incluso a otros mundos, vidas pasadas, etc. son verdaderos viajes a través del éxtasis o estado de gozo de la sexualidad sagrada. En este estado dual de lo consciente e inconsciente, los genitales no son lo central de hecho puede incluso no haber erección y penetración. Es un proceso para parejas avanzas en las técnicas tántricas.


¿Te gusta nuestro contenido? ¿Quieres saber más sobre masaje tántrico?


Déjanos tu opinión y disfruta de nuestro BLOG


Texto redactado por el Centro Amor Propio.




64 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo